Perelada Blanc Percador Premium

7,85 

Un buen vino para aquéllos que prefieran este tipo de blancos a los blancos tranquilos y secos. Muy democrático pues gusta a casi todos: amantes del vino y bebedores ocasionales. Marida con casi todo tipo de pescados, mariscos y aperitivos. Sólo puede quedarse corto con carnes rojas pero tampoco es su objetivo y en el 90% de los platos queda aceptablemente bien.

Hay existencias

Descripción

Botella tipo Rhin, corcho de aglomerado.

Visual: amarillo pajizo claro con destellos dorados, burbujas de carbónico de vino con aguja pero sin excesos, limpio, brillante y con buena lágrima.

Nariz: fruta blanca de hueso, heno y tierra húmeda.

Boca: entrada fácil y fresca, con ese carbónico que tanto gusta a los que no están habituados a beber vinos tranquilos/secos aunque tampoco es muy excesivo. Paso por boca frutal, a fruta blanca de hueso, no almibarada, fruta simple, no es licoroso. Es un vino sabroso, goloso, entra bien. Tiene un final medio-largo que, sin enamorar, invita a seguir bebiendo.

Un buen vino para aquéllos que prefieran este tipo de blancos a los blancos tranquilos y secos. Muy democrático pues gusta a casi todos: amantes del vino y bebedores ocasionales. Marida con casi todo tipo de pescados, mariscos y aperitivos. Sólo puede quedarse corto con carnes rojas pero tampoco es su objetivo y en el 90% de los platos queda aceptablemente bien.