Alicante es una denominación de origen vinícola de la provincia de Alicante, España. La zona vinícola se divide en dos subzonas: La Marina, en la costa norte alicantina, y la de Vinalopó, que se extiende hasta los límites con Castilla-La Mancha y la Región de Murcia. Tiene una extensión de 14.256 ha y cuenta con 50 bodegas inscritas. Obtuvo la calificación de denominación de origen en el año 1932.
La altitud media de los viñedos es de 600 metros. Los suelos son principalmente calizos, sanos y con nula presencia de materia orgánica. El clima es mediterráneo tendiendo a continental hacia el interior con una pluviometría entre los 300 mm (Subzona Alicante) y los 500 mm (Subzona La Marina).

Los vinos dulces en Alicante son una producción minoritaria. Sin embargo su tradición cultural, su amplia gama y sus personales características los han hecho más famosos que incluso sus vinos tintos tranquilos (estos sí mayoritarios). A ello contribuye sin duda el peso de una tradición. Una tradición enológica que ha estado durante años formando parte de una cultura gastronómica de esencia mediterránea. Junto con la almendra, la miel, las frutas frescas y las secas, los moscateles han formado un muestrario perfecto de agricultura variada, minifundista, de tradición árabe, casi inalterable durante siglos. Y de perfecto entendimiento hombre-campo. en valencia
Tintas: Garnacha, Monastrell, Tempranillo, Bobal, Cabernet Sauvignon, Merlot, Pinot Noir y Syrah
Blancas: Moscatel de Alejandría, Planta Fina, Merseguera, Chardonnay, Verdil, Sauvignon Blanc, Airén y Macabeo.

Mostrando los 4 resultados